Abogado Derecho Bancario Cartagena

RECLAMACIONES BANCARIAS

LLAMAR AHORA 968 075 725
Haz tu consulta

RECUPERA EL DINERO PAGADO DE MÁS

Abogados reclamaciones bancarias Cartagena

Abogados de reclamaciones bancarias en Cartagena.

Somos abogados especialistas en reclamaciones bancarias.

Abogadosderecho bancario en Cartagena

En el ámbito del Derecho Bancario el consumidor se puede encontrar ante productos que la entidad financiera le ha vendido u ofrecido que le resultan totalmente desconocidos, o cuyas características de funcionamiento no han sido totalmente transparentes. Lo que genera que en muchas ocasiones el consumidor se encuentre en una situación frente al Banco que no sepa cómo gestionar, por verse obligado a pagar comisiones o intereses de los que nunca había tenido conocimiento.
El consumidor frente al Banco se puede sentir en una posición de inferioridad dado los bastos conocimientos en el ámbito económico que poseen la mayoría de empleados de la entidad, frente al cliente. Por ello, es de gran importancia contar con el asesoramiento jurídico necesario frente a cualquier situación ante la entidad financiera.
Siendo destacable que, en los últimos años, tanto nuestros Tribunales españoles (Juzgados especializados, Audiencias Provinciales y Tribunal Supremo) como el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, vienen reconociendo la abusividad de los Bancos en diferentes productos financieros y bancarios.

ESTUDIO DE VIABILIDAD GRATUITO

Enviar Consulta

El Tribunal Supremo ha declarado en diferentes sentencias la nulidad de la cláusula de los gastos derivados de la formalización del préstamo hipotecario que recaían en exclusiva en el consumidor. Si bien, en la última sentencia del Tribunal Supremo de 23 de enero de 2019 determinó que gastos corresponden asumir al banco en exclusiva y cuáles al consumidor, y otros que deben ser asumidos por mitad.

Por tanto, lo que el consumidor puede reclamar al banco son las facturas de Gestoría, Registro de la Propiedad, Notaría y Tasación. A pesar de las numerosas sentencias dictadas por los Juzgados Especializados en Consumidores, las entidades bancarias son reacias a ofrecer devolución de los gastos de forma amistosa, por lo que, sólo acudiendo a la vía judicial el consumidor consigue que le devuelvan lo pagado de forma indebida más los intereses correspondientes.

El IRPH es un índice de referencia para la determinación de los intereses que genera un préstamo hipotecario. En España los índices más extendidos en la comercialización de las hipotecas han sido el Euríbor, y el IRPH. Teniendo en cuenta que las hipotecas que se rigen por IRPH generan un interés más elevado que el consumidor ha tenido que ir abonando desde que solicitó su préstamo hipotecario.

Recientemente el Tribunal de Justicia de la Unión Europea en sentencia de 3 de marzo de 2020 ha declarado que es abusivo y por tanto nulo, si se no se cumplieron unos requisitos en su comercialización. Por ello, los consumidores cuya hipoteca se regule por el IRPH podrán reclamar al Juzgado la nulidad del IRPH, y que el Banco les devuelva todas las cantidades pagadas de más de forma indebida más los intereses desde cada pago.

Las tarjetas de crédito revolving son aquellas comercializadas por Bancos, empresas de crédito o incluso centros comerciales, que se caracterizan porque se permite al cliente realizar compras con un límite de crédito concedido, aplazando el pago de las cuotas a los meses sucesivos, volviendo a disponer del límite máximo de crédito al mes siguiente.

La principal característica es que el interés fijado en estas tarjetas de crédito es muy elevado, debiendo prestar atención al Tipo de Interés Nominal (TIN) y a la Tasa Anual Equivalente (TAE) fijada en el contrato, que en muchas ocasiones suele rondar entre el 24% y el 29%. Lo que supone que aunque el consumidor vaya abonando las cuotas los intereses que se generan son tan elevados que suelen superar el capital prestado.

El Tribunal Supremo en sentencia de 4 de marzo de 2020, ha declarado la nulidad de una tarjeta de crédito revolving con un interés muy elevado y desproporcionado, dando la razón al consumidor, quien podrá recuperar su dinero abonado de forma indebida.

La comercialización indebida y posterior aplicación de las entidades financieras de un límite al interés variable en los préstamos hipotecarios, conocido popularmente como “cláusulas suelo” supuso un elevado número de consumidores afectados en España. Hasta que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea declaró la nulidad de la cláusula suelo y condenó a los Bancos a la devolución de los intereses indebidamente abonados a los consumidores en su ilustre Sentencia de 21 de diciembre de 2016.

Si bien en la actualidad ya no se comercializan las cláusulas suelo, si que las entidades financieras ofrecieron a los consumidores a fin de evitar devolverles su dinero, acuerdos para la supresión de dicha cláusula suelo, son los conocidos “acuerdos trampa”. En los cuales el consumidor alegaba conocer el funcionamiento de la cláusula y aceptaba rebajarla hasta su supresión final en unos años.

Estos acuerdos trampa respecto a las cláusulas suelo han sido un nuevo instrumento de los bancos para intentar paralizar sus numerosas reclamaciones, y sobre los cuales, está pendiente de que pronuncie una Sentencia el Tribunal de Justicia de la Unión Europea. En consecuencia, los Juzgados españoles han paralizado los procedimientos judiciales sobre cláusulas suelo con acuerdos trampa hasta que el Tribunal de la Unión Europea dicte sentencia sobre su validez.

Mas Información:

Abogados de Cláusulas Suelo

Además de todas las cláusulas anteriores que puede contener un préstamo hipotecario y que podrían ser abusivas para el consumidor, existen otras sobre las cuales el Tribunal Supremo se ha pronunciado en diferentes sentencias y jurisprudencia sobre su abusividad.

Entre ellas, el interés de demora del préstamo hipotecario suele ser abusivo cuando supera determinado límite porcentual, y la cláusula de vencimiento anticipado la cual permite al Banco resolver el contrato de préstamo hipotecario de larga duración por el mínimo incumplimiento de pago de una parte de la deuda, e iniciar el procedimiento de ejecución hipotecaria. La abusividad de esta cláusula supone que el procedimiento de ejecución hipotecaria podría archivarse en caso de que el banco lo haya iniciado amparándose en la misma.

Más Información en nuestro Blog

ELLOS YA RECLAMARON A SU BANCO

VICENTE S.

ADMINISTRATIVO

«Gracias a Berruezo Abogados recuperé los intereses usureros que me estaban aplicando en una tarjeta revolvig. Volveré a contar con ellos, sin duda.»

RODRIGO F.

EMPRESARIO

«La experiencia ha sido satisfactoria pues en mi caso, tenía una hipoteca con cláusula IRPH y el resultado fue inmejorable. Muy contento.»